24 feb. 2014

TRIGO DE ALMERÍA


Hoy nos vamos a comer un plato calentito y muy rico que procede de la ciudad de Almería donde es muy típico. Su ingrediente principal es el trigo, que le hace que sea diferente a otros potajes.
Como ya os comenté he estado hace poco en Almería, pues siempre que voy me gusta darme un paseo (y comprar, claro) por el Mercado Central, por cierto lo han rehabilitado hace poco y ha quedado muy bonito, está situado en pleno centro, cerca de la Puerta de Purchena.
Estando en el puesto de encurtidos (compré unas aceitunas negras en aceite riquísimas) llegaron dos personas mayores y pidieron trigo, estaban hablando del potaje, me acerqué a ellas y les pregunté por él entonces me contaron como lo hacían y los ingredientes que llevaba....una señora le echaba judías blancas, y la otra lo hacía con garbanzos (en la variedad está el gusto jjj) trigo, hinojos, morcilla, y productos del cerdo (tocino, oreja, rabo, espinazo etc) así que compré el trigo y los salados y aquí lo tenéis pero un poco más light, sin tantos ingredientes. Es parecido a la olla de San Antón de aquí de Granada pero cambiando el trigo por habas secas. 
Este tipo de platos por desgracia en las casas se está perdiendo, seguramente por su contenido en grasas, por su elaboración, ya que requiere su tiempo y cada vez elegimos platos para hacer más rápidos. Pero si lo encontramos en restaurantes y también en los bares ya que te lo ponen de tapa con tu cerveza, con lo cual lo podemos degustar sin tener que hacerlo.


INGREDIENTES :
  • un puñado por persona de judias blancas (yo eché tres)
  • 150 gr. de trigo
  • un trozo de tocino ibérico salado
  • una punta de jamón
  • costillas saladas
  • 2 patatas

  TRIGO   

PREPARACIÓN :  
 Poner en remojo la víspera las judías.
Limpiamos el trigo poniendolo en un recipiente ancho, lo vamos estrujando y removiendo para quitarle la casacarilla que tiene, lo vamos cambiando de recipiente y vemos como queda como un polvillo en el fondo. Lo ponemos en 
remojo al menos una hora.
Ponemos en una olla las judías, el trigo, el jamón, el tocino y las costillas y lo dejamos hasta que se haga a fuego lento, cuando veamos que están tiernas las judías añadimos las patatas y dejamos cocer hasta que estén blanditas.
Para ahorrar tiempo se puede hacer en la olla rápida.


Para acompañar estos platos de toda la vida no hay nada mejor que unos buenos encurtidos y un vino de la tierra.
MCarmen

1 comentario:

  1. Excelente blog! Transmites pasión y la contagias en tus entradas! Enhorabuena.
    Saludos desde Todo Preescolar

    ResponderEliminar